Como todo currante que se precie, uno también se toma sus vacaciones cuando llega el período estival. Por eso, durante los meses de julio y agosto no publicaré mis habituales artículos de opinión (salvo que me entre el mono un día de éstos). Eso no quiere decir que la bitácora permanezca parada… ¡todo lo contrario! Espero mantenerla activa con muchas noticias de interés, colaboraciones y comentarios. Feliz verano a todo el mundo.

Share