La ciudad argentina de Rosario, ubicada a unos 300 kilómetros al norte de Buenos Aires, será la anfitriona del Congreso de la Lengua Española que, organizado por la Academia Española en colaboración con el resto de academias hispanas, se celebrará entre el 17 y el 20 del próximo mes de noviembre.
El lema de este congreso es el de Identidad lingüística y globalización, un punto de reflexión interesante siempre y cuando, claro, los congresistas se lo tomen en serio y hagan algo más que justificar el cobro de unas más que sustanciosas primas y dietas.
De entrada, ya hay polémica, pues son varios los escritores que dicen sentirse ninguneados, especialmente los argentinos, aunque el presidente de la RAE, García de la Concha, asegura que todo está atado y bien atado. Por lo demás, lo mismo de casi siempre: estarán presenten los escritores de moda y la aristocracia de las letras. Los que venden o hacen como que venden mucho, en otras palabras.
El protagonismo recae en esta ocasión, según la propia RAE, en José Saramago (qué originales) y Ernesto Sábato. En fin, que sin hacernos demasiadas ilusiones, esperamos que esta vez el congreso sirva para algo, así sea para volver la vista a esa gran columna de la globalización de base son los escritores, pensadores e investigadores ignorados, marginados o silenciados.
La noticia la tienes en El Semanal

Share