Que la política profesional es el arte de la disuasión y la prestidigitación ideológica no lo duda ya casi nadie, pero sorprende ver documentos tan concluyentes como el que les muestro a continuación. El siguiente discurso tiene dos lecturas. Y no, no hace falta que se esfuercen en buscarle una doble interpretación, basta con que lo lean de arriba a abajo y luego de abajo a arriba para hacerse una idea. Realmente curioso:

“En nuestro partido político cumplimos con lo que prometemos.
Sólo los necios pueden creer que
no lucharemos contra la corrupción.
Porque si hay algo seguro para nosotros es que
la honestidad y la transparencia son fundamentales
para alcanzar nuestros ideales
Demostraremos que es una gran estupidez creer que
las mafias seguirán formando parte del gobierno como en otros
tiempos.
Aseguramos sin resquicio de duda que
la justicia social será el fin principal de nuestro accionar.
Pese a eso, todavía hay idiotas que fantasean -o añoran- que
se pueda seguir gobernando con las mañas de la vieja política.
Cuando asumamos el poder, haremos lo imposible para que
se acaben las jubilaciones de privilegio y los negociados.
No permitiremos de ningún modo que
nuestros niños mueran de hambre.
Cumpliremos nuestros propósitos aunque
los recursos económicos se hayan agotado.
Ejerceremos el poder hasta que
Comprendan desde ahora que
Somos la “nueva política”.

(Gracias, Matías)

Share