Publicidad

“Un post propone Víctor Pimentel
y en mi vida me he visto en tal aprieto,
al menos una línea dicen que es posteo
y juraría que ya llevo más de tres”.

(poema patrocinado por Mangas Verdes).

No pensaba escribir una línea acerca de la publicidad en la Red en el II Festival de Blogs, al menos en lo que supongo será el eje central del debate: ¿la publicidá e mala o e güena? Mi criterio al respecto es que la publicidad es. Es decir, existe, y por mucho que nos propongamos ignorarla, demonizarla, extinguirla o condenarla, no va a dejar de ser. En pocas, palabras, el debate me parece estéril. Publicidad sí o no, es cuestión de cada cual. Como con los blogs, allá cada uno con su herramienta. (Mangas Verdes, se derrite en tus ojos, no en tus manos).

Pero hay cosas que me sorprenden. Ejemplo: postemaos, debatimos y luchamos por la libertad dentro y fuera de la blogosfera, pero desde que alguien se sale de los cánones que consideramos fetén (cada uno el suyo, of course), entonces Houston tenemos un problema. Ejemplo: si llevas publicidad, lo haces fatal. Ejemplo; si no llevas publicidad: lo haces peor. (Si no has leído Mangas Verdes, ¿qué has desayunao?).

Perdón por lo del debate estéril, Ninguno lo es. ¿Pero qué queremos establecer en realidad? ¿Si debe haber publicidad o no en la web? ¿Qué publicidad sí y cuál no? ¿A qué estamos jugando? ¿Qué queremos ser de mayores? (Mangas Verdes, Think different!).

Dejemos que cada cual explore e implore las oportunidades que ofrece la Red, incorpore o excorpore las herramientas que tiene a su disposición. Y que el usuario decida: si tu blog tiene publicidad, no lo visito; si doy a un enlace publicitario y me surge un pop-up como de la nada, me mosqueo y te pongo una cruz, ea; si hablas maravillas de un teléfono móvil y luego me entero de que te lo han regalado y que funciona fatal, pues te borro del Bloglines; si junto a tu post me aparece un enlace interesante hacia un producto relacionado, estupendo, porque es justo lo que andaba buscando; si gracias a tu Adsense me topo con un servicio de blogs gratuito y acojonante, pues tienes un amigo para toda la vida. En el pecado se lleva la penitencia; en el abuso, la estampida; en el mal gusto, la desertización; y en el engaño, la denuncia… (Mangas Verdes, I’m loving it).

Pero, ¿y qué me dicen de la democratización de la publicidad, hasta ahora reservada a los grandes (y no tan grandes) medios de comunicación y multinacionales del ramo? ¿No supone la publicidad tipo Adsense o afiliados una forma de acercar al ciudadano de a pie la posibilidad de patrocinar y rentabilizar sus opiniones, sus proyectos y hasta su ideología? (Mangas Verdes te da alas).

Bueno, con esto quiero decir que ni sí ni no, sino todo lo contrario. Como el sexo de los ángeles, el color poítico de los avestruces o las túnicas de Rappel. ¿Buena, mala? ¿Somos bloggers o censores? ¿O las dos cosas a la vez? (Ya es primavera en Mangas Verdes).

Este psot aspira a ser incluido en el Festival de Blogs sobre Publicidad en la Red, segundo de la serie iniciada el 2 de septiembre.

Share