La Asociación de Compositores y Autores de Música (ACAM) no ha quedado nada contenta con la circular de la Fiscalía que dicta la interpretación práctica de los delitos contra la propiedad intelectual e industrial. Así que ha tirado de abogado correligionario para interpretar, a su modo, lo dicho por Conde-Pumpido en torno al ánimo de lucro:

“El Fiscal General se equivoca gravemente cuando “reinterpreta” la jurisprudencia del Tribunal Supremo e identifica ánimo de lucro con fin comercial. Animo de lucro es “la obtención de cualquier ventaja, utilidad, beneficio o rendimiento…incluso los meramente contemplativos o de ulterior beneficencia, no importando ni el modo de materialización ni si llegó a obtenerlo efectivamente” (Sentencias del T.S de 21-04-1989; 26-11-1993; 20-11-1997; 4-02-1998; 27-09-1999, entre otras)”.


A estas alturas, hay que decir que el abogado intérprete es José Manuel Tourné, presidente nada menos que de la Federación para la Propiedad Intelectual (FAP), “asociación privada sin ánimo de lucro creada en 1984, que defiende la Propiedad Intelectual de las obras audiovisuales y del software de entretenimiento”.

¿Sin ánimo de lucro… sin buscar ventaja, utilidad, beneficio o rendimiento? Perdonen, pero me da la risa.

Pero, además, Tourné (siempre sin ánimo de lucro, of course) nos ilustra sobre el canon, pero eso ya dejo que lo disfruten en vivo y en directo en la web de la Acam, no sea que me acusen de piratería textual con ánimo de lucro, ventaja, utilidad, beneficio o rendimiento.

Share