Se creía extinguido hace 65 millones de años, hasta que en 1938 se capturó un ejemplar en la costa oriental de África. Ahora un equipo de investigadores ha logrado constatar la existencia de, al menos, cinco de ellos en la isla de Célebes. Ni que decir tiene que para un enamorado de la acuariofilia (no es una enfermedad, pero tampoco tiene tratamiento) como quien les escribe esto supone una doble algería. Vía Boing Boing descubro que ya figura en YouTube con todos los honores. Así que no he podido resistirme. Ah, sí, hablamos del celacanto.

Share