It's raining fishes

Los habitantes de Manna, un pequeño pueblo del Estado de Kerala, al sur de la India alucinaron directamente cuando tuvieron que soportar durante unos 15 minutos una lluvia nada habitual. No era agua, ni granizo o nieve, ni tan siquiera café… eran peces:

“Vi los pescados caer del cielo. Al principio no creía lo que veían mis ojos”, contó vendedor, V.K. Satheeshan. “Cuando fui al lugar, lo vi lleno de pequeños peces en la carretera. Algunos vendedores los recogían para meterlos en vasijas”, dijo un periodista local, Rajeevan”.


Esto llamó mi atención y husmeando por la Red he descubierto que, lejos de suponer un hecho singular, resulta que la lluvia de animales, especialmente anfibios y peces (aunque se apunta también gatos y perros) está bastante documentada tanto en la mitología como en la ciencia. Y básicamente se trata de la conjunción de varios fenómenos atmosféricos en compañía de tornados que provocan la ‘abducción’ de los animalitos y su regreso a la tierra cuando todo se calma en formato de diluvio animal.

Así que si un día de éstos ves llover ranas, no pienses que estás ante un hoax de la naturaleza. Es lo que hay.

Share