PayPerPost no parece dispuesto a que ni las críticas hacia su sistema ni la competencia de ReviewMe amenacen lo más mínimo sus expectativas. La reciente adquisición de Performancing, un servicio errático que nunca acabó de encontrar un modelo claro de negocio, es todo un aviso a navegantes (vía Alt1040).

Share