My Times

Los grandes medios de comunicación continúan su proceso camaleónico de adaptación a los nuevos tiempos. Tiempos que imponen no sólo una renovación tecnológica, sino especialmente una concepción democrática de la información y de la relación con sus usuarios. Es el caso del ‘New York Times‘ (NYT), una de las cabeceras que mayor esfuerzo viene realizando en este sentido y que acaba de dar otro interesante paso en esa nueva fórmula con la puesta en marcha de la versión beta de My Times, una página personalizada dentro de la web del periódico al estilo Netvibes que los usuarios pueden configurar a su gusto, agregando o quitando módulos, tanto con fuentes internas del NYT, como de cualquier otra web que ofrezca sindicación RSS.

El funcionamiento es el típico de cualquier lector-agregador de la gama ‘página de inicio’, como el citado Netvibes o iGoogle, con módulos configurables que pueden acoger información o servicios. De entrada se te ofrece un bloque con noticias del propio periódico, otro con información proveniente de Yahoo News y BBC News y un tercero dedicado a servicios como el tiempo, favoritos, bolsa o Flickr. A partir de ahí, el usuario tan solo tiene que configurarlo a su gusto.

Pero más allá de la escasa novedad que representa este sistema en la Red, la verdadera importancia de esta apuesta radica en su inclusión dentro de un medio de comunicación, asumiendo que el lector no se nutre ya de una sola fuente y ofreciéndose como plataforma para acoger contenidos de otros medios. El objetivo está claro: que los usuarios no tengan que abandonar su web para buscar información alternativa; y más, que les lectores no tengan que utilizar un lector de feeds externo para consultar sus noticias y las de la competencia. Ahora que la tendencia de medición del tráfico web se inclina más hacia el tiempo de permanencia del usuario en el sitio que en los clásicos parámetros de páginas vista o visitantes, la apuesta del NYT se dirige decididamente a retener a los lectores en su web el mayor tiempo posible. Es algo que las agencias de publicidad tendrán muy en cuenta.

De esta forma, el periódico digital no es ya sólo una fuente de informaciones propias, que también, sino una amalgama de servicios de utilidad para el usuario, a la caza y captura del lector fiel, permanente y rentable para el anunciante y, por ende, para el propio medio de comunicación. ¿Será ése el futuro de las grandes (y pequeñas) plataformas de comunicación online? Puede ser, pero a mi modo de ver todo continúa pasando por esa concepción abierta, democrática y social de la información que caracteriza, también, a la web 2.0.

Para ser usuario de My Times, tienes que registrarte de forma gratuita en la web del periódico, si no estás registrado ya, claro.

Gracias, Pau.

Share