Primero fue la OJD. Ahora es Nielsen/Netratings. Para mí que estos chicos tienen un problema.

Share