Aperture 2

He estado probando la demo de Aperture 2, la nueva versión del programa de retoque y clasificación de imágenes de Apple y he quedado bastante defraudado. No porque el programita vaya mal o no cumpla con las funciones que tiene encomendadas, sino porque no acaba de encajar en ninguno de los niveles que ofrecen las avanzadas herramientas de estas características.

Viene a ser como un intento de presentar un ‘todo en uno’ de Photoshop, Lightroom y Bridge, es decir una plataforma con la que puedes clasificar, realizar un primer ajuste y luego procesar en profundidad la imagen, pero lo cierto es que, con unas cuantas carencias, se queda quizá sólo en un remedo de los dos últimos.

Un sistema de menús complicado y fuera de los estándares de los programas de edición al uso, ausencia de efectos y prestaciones que no aportan novedad alguna lo transforman en un programa demasiado caro para lo que ofrece: 199 euros, a pesar de que alguno dirá que, comparado con los 1.042 euracos del Photoshop CS3 es toda una ganga. Pero veamos:

a) Retoque rápido y primera clasificación (programa de revelado): Adobe Lightroom te ofrece una plataforma completamente profesional por 288 euros, apenas 89 euros más. Capaz no sólo de facilitarte la tarea que tiene encomendada, sino que, a falta de un programa más potente y dedicado, permitirte un nivel de edición de alto nivel. Eso sin contar la multitud de programas gratuitos on y offline ideados para tal menester.

b) Clasificación en profundidad: Hay muchos, pero podríamos quedarnos con Picasa. Clasificación y primer retoque también. Gratuito.

c) Edición profesional: Dejando de un lado Photoshop, hoy por hoy el rey indiscutible, baste con citar Gimp, con muy poquito que envidiarle al propio Photoshop y, desde luego, mucho más potente que Aperture.

Es decir que, en el peor de los casos, por 89 euros más y un complemento de herramientas gratuitas tienes todo un estudio que deja a Aperture a la altura de un plugin. Todo eso sin contar los programas específicos de las grandes marcas de hardware fotográfico (Nikon Capture NX y Canon) para el procesamiento de archivos RAW.

En definitiva, que mucho tendrá que esforzarse Apple si quiere entrar en el grupo de cabeza de la edición digital de imágenes. Desde luego, no basta con imitar algunas funcionalidades y reestructurarlas en menús más o menos extravagantes, como para dar sensación de novedad, ni tampoco presentar en la web dos o tres vídeos ridículos para intentar impresionar al neófito. Recomendamos vivamente una apuesta por la superación de los avances obtenidos por la competencia y un acercamiento a los estándares, aunque sólo sea por superarlos.

Muchos esperamos una auténtica alternativa a Photoshop, sobre todo gratuita o a un precio más asequible, pero no experimentos tan mediocres como el de Aperture. Igual es sólo cuestión de obcecación. Pero, visto lo visto, no me gusta Aperture. Desinstalado, pues.

Share