En mi artículo de opinión de los lunes en ‘Canarias7’ repaso tres acotencimientos relacionados con varios hoaxes que saltaron a la luz la pasada semana y que tuvimos la ocasión de tratar ya en este blog. Dos tienen relación directa con la Red: la foto-montaje ‘Grand Teton and Wildflowers, Wyoming‘ y ‘El dibujo más grande del mundo‘. El otro, es genuino del mundo real: el cráneo ‘azteca’ de cristal del Museo Británico. La reflexión es bien sencilla, y hasta de perogrullo: las estafas no son una característica exclusiva de Internet, por mucho que algunos se empeñen. Ni siquiera es un medio especialmente útil para su propagación: en su seno, las falsificaciones son mucho más fáciles de descubrir que en la vida real. Y es que cuando hay miles de millones de ojos atentos…

Share