El bloqueo de IPs, páginas web y/o servidores por mandamientos judiciales es una actividad habitual por parte de los operadores. Este tipo de actuaciones hay que ejecutarlas de manera inmediata y el operador no puede entrar a valorar la orden judicial.

Dado el impacto que ha causado el corte de determinadas IPs a nuestros clientes tras el último mandamiento judicial recibido, Jazztel se ha estado poniendo en contacto desde el mismo jueves día 5 de marzo con el Juzgado que emitió la orden para esclarecer los términos de la misma e intentar buscar una solución alternativa. Jazztel ha abierto ya los accesos a dichas IPs bloqueando sólo el acceso a las páginas sobre las que el juzgado nos advierte”.

Fuente: Banda Ancha


Parece, pues, que efectivamente se trató de una orden judicial mal formulada, posiblemente por el desconocimiento del juez de cómo se mueven las cosas en la Red. Ahora sólo falta que los usuarios nos confirmen que ya pueden acceder a la plataforma y, desde luego, que este tipo de incidencias no se vuelvan a producir.

¿Para cuándo una formación intensa y rigurosa de los jueces en nuevas tecnologías?

Share