Así las cosas, Iñaki Gabilondo planteó la pregunta del millón: “¿Qué contar? ¿Cuál es el papel de los periodistas en un mundo global en el que los ciudadanos piensan que debemos producir lo que ellos demandan?”. “La información es un bien mostrenco”, dijo Cebrián. “Todo el conocimiento del mundo está en la Red. El papel de los periodistas es ayudar a comprender. Establecer un sistema de valores cuando la jerarquía ha desaparecido”.

El papel del periodista es establecer un sistema de valores“, sostiene Cebrián’, elpais.com


Mucha, mucha miga tienen tanto la pregunta de Gabilondo como la respuesta de Cebrián. Aspectos como el modelo de periodismo en la era digital, el protagonismo ciudadano y los valores y defectos de Internet están ahí condensados.

A bote pronto:

1. La pregunta está formulada en un tono de reproche que no entiendo muy bien. Al fin y al cabo, ¿no ha producido siempre el periodismo lo que la ciudadanía ha demandado? ¿En qué otra cosa ha podido radicar su éxito? ¿No será que, simplemente, los gustos, necesidades y exigencias de la ciudadanía han cambiado, evolucionado, y el periodismo está obligado a hacerlo también?

2. Con ‘todo el conocimiento está en la Red’, Cebrián incide en su línea de comprensión de la nueva herramienta, contradiciendo a aquellos que insisten en ver Internet más que como una gran comunión de ideas y conocimientos, como una amenaza para los mismos, entre éstos, el propio Papa.

3. De acuerdo con que el papel del periodista es ‘ayudar a comprender’, pero en absoluto que lo sea el de ‘establecer un sistema de valores’. El periodismo no es una religión ni un Estado, no es más (ni menos) que el gran laboratorio de la noticia, un taller que produce información en base a hechos y con herramientas como la investigación, el contraste, la documentación, la interpretación… Si los ciudadanos estiman que ese producto les resulta válido para construir su sistema de valores, estupendo. Si estiman que les viene bien para matizarlo, corregirlo, estructurarlo e incluso para destruirlo, también. Pero hay que huir del endiosamiento del que algunos se han investido tan gratuitamente.

Y tú, ¿estás de acuerdo? ¿Cuál crees que debe ser el papel de periodista?

Share