Ahora que nos la prometíamos tan felices tras el lanzamiento de Firefox 3.5.1, con corrección de la grave vulnerabilidad de la que hablábamos días atrás, resulta que voy y leo en Dilbert Intenta Infectarme que esta última actualización no corrige otro error publicado el pasado día 15. Por ahora no hay solución de bricolage. A ver cuándo llega el parche.

Share