Los problemas que valen la pena son los que uno puede realmente resolver o ayudar a resolver, aquellos en los que uno puede aportar algo (…) Ningún problema es demasiado pequeño o demasiado trivial si realmente podemos hacer algo con él”

Share