mantas_1

De los mismos creadores de aquella espectacular serie fotográfica titulada ‘Dancig with the shark‘ nos llega ahora esta no menos fascinante ‘Mantas last dance, según el mismo concepto de modelos que bailan junto a animales acuáticos en peligro de extinción. Si antes fue un tiburón ballena, ahora es el turno de la mantarraya.

Ha llegado el tiempo de las mantarrayas, tras perderlo frente a la codicia y la explotación de los seres humanos. Hannah es una vagabunda, una gitana del mar, una reencarnación de la mantarraya como persona, perdida para el mundo. Sola y en busca de su pasado se adentra en el mar, moviéndose lentamente entre las olas y sumegiéndose en el oscuro abismo. En un estado de sueño, se despierta rodeada de agua, burbujas y luces.

Una manta se desliza elegantemente desde la oscuridad y se acerca a ella, rozándole la mano y la cara… Ella sonríe. Otras mantas aparecen y la mujer se une a su familia perdida. Comienza una danza entre Hannah y las mantas en la que cada una imita los movimientos de la otra, una danza que ya han ejecutado miles de veces antes”.

La belleza de las imágenes es indescriptible, tal como puedes apreciar en esta galería:

Pero no podemos olvidarnos del mensaje que transmiten, y que puedes apoyar -y, de paso, agradecer el trabajo- firmando esta petición en Avaaz.

¿No has tenido bastante? Pues con el vídeo creo que te vas a saciar:

Share