Eiffel: el pararrayos más hermoso del mundo

Pocas palabras se pueden añadir a esta extraordinaria captura en la que la Torre Eiffel aparece trastocada en gigantesco pararrayos por el capricho de las fuerzas de la naturaleza. Fue tomada por un fotógrafo aficionado, Bertrand Kulik, en el anochecer del 28 de julio de 2008 y ha saltado a la actualidad estos días por aparecer incluida en la muestra colectiva ‘Lumieres celestes, lumieres des homme’.

Lo dicho, sin (más) palabras…

Vía: Things Around Us