Troll de Internet

Vía Boing Boing descubro este excelente post de John Scalzi en Whatever en el que enumera 10 preguntas que todos deberíamos hacernos antes de darle al botón ‘publicar’ en blogs, foros, redes sociales o medios de comunicación online, si lo que realmente se pretende es alimentar y enriquecer la conversación. Preguntas que, en mi opinión, valen igualmente para la participación en cualquier debate, dentro y fuera de la Red, y que se me antojan del todo coherentes y de sentido común. Pero, dado que éste, dicen, es el menos común de los sentidos, bien vale la pena recordar estos consejillos de cuando en cuando.

Te recomiendo el post original, donde cada propuesta está debidamente desarrollada y justificada, pero te enumero aquí, en traducción libre, el enunciado de cada una de ellas. Una guía práctica e inteligente cuya aplicación generalizada elevaría significativamente el nivel de la conversación y, desde luego, convertiría la ‘actitud troll‘ en pieza de museo:

  1. ¿Realmente tengo algo que decir?
  2. ¿Lo que voy a decir está relacionado con el tema?
  3. ¿Voy a desviar el tema de conversación?
  4. ¿Son sólidos mis argumentos?
  5. ¿Mis afirmaciones están respaldadas por hechos contrastados?
  6. Si voy a refutar un argumento, ¿puedo demostrarlo?
  7. ¿Me estoy dirigiendo a la gente como una persona inteligente o como un estúpido hooligan?
  8. ¿Me estoy contagiando de la estupidez de otros?
  9. ¿Quiero mantener una conversación o quiero ganar el debate?
  10. ¿Sé cuándo tengo que parar?