Todas las cosas ya fueron dichas; pero como nadie escucha, es preciso comenzar de nuevo”

André Gide