vox

Definitivamente, este septiembre de 2010 tiene todas las papeletas para pasar a la historia de la blogosfera como el ‘mes de los cuchillos largos’. Tras el anuncio del cierre de Bloglines, ahora es Six Apart quien avisa de que su deficitaria red social, Vox, pasa a mejor vida. También a final de mes, el día 30, también para poner el punto y final a otra crónica de una muerte anunciada.

La nota me acaba de llegar por correo, y en ella se especifica que desde hoy ya no se podrá añadir contenidos a las cuentas creadas por usuarios y que, para facilitar la recuperación de datos, se han creado herramientas de exportación a cuentas gratuitas de TypePad (para blogs) y Flickr (fotos y vídeos).

Vox fue el clavo ardiendo al que se aferró Six Apart en 2006, una vez perdido el liderazgo de Movable Type, su producto estrella, en el mercado de cms para blogs en favor de WordPress. Sin embargo, est engendro entre servicio de blogs-red social jamás pudo competir seriamente con monstruos como Facebook, ni con servicios abiertos de comunidades y blogs como los propios MySpace, WordPress.com o Blogger.

Otro modelo que se queda en el camino y otra empresa, Six Apart, que lleva tiempo dando tumbos sin lograr su meta, que no es otra que la de recuperar, de una u otra forma, la cuota de protagonismo y mercado perdida por una concepción excesivamente rácana de la prestación de servicios a la comunidad internauta.