Jonathan Blames ha escrito un divertido post con los 50 síntomas de la blogadicción, en el que hay cosas muy divertidas. Así que he decidido traducir y adaptar al ámbito hispano las que más me han gustado, aportando los enlaces que me han parecido relevantes. Mi top 12 es el siguiente, aunque luego te dejo todas las demás:

  1. Tu familia ya no te llama, se limita a visitar tu blog.
  2. Estás considerando la posibilidad de llamar a tu primer hijo Genbeta.
  3. Comienzas cualquier conversación con la frase “el top 10 de…” porque crees que eso te llevará directamente a la portada de Menéame.
  4. Cuando escuchas las noticias, te emocionas al oír la frase “la SGAE, condenada…”.
  5. Consultas más tu cuenta de Adsense que tu cuenta bancaria.
  6. Te presentas en las fiestas como ‘periodista ciudadano’.
  7. En lo que a autoridad se refiere, te preocupa más la opinión de Technorati que la de tus hijos.
  8. Tu blogroll es más largo que tu agenda.
  9. Incluyes el blog en tu testamento.
  10. Tu objetivo en la vida es alcanzar un PageRank 10.
  11. Te niegas a ponerte calcetines blancos porque crees que afectará a tu posicionamiento.
  12. Intentas pagar con enlaces en el restaurante.

Y aquí va el set completo:

  1. Regresas a tu casa cuando vas camino al aeropuerto porque has olvidado decir en tu blog que te vas de viaje.
  2. Permaneces todo el día paralizado consultando tus estadísticas.
  3. Cuentas más en Twitter sobre tu vida de lo que realmente vives.
  4. Crees que LSD es algo relacionado con RSS o XML.
  5. Tu familia ya no te llama, se limita a visitar tu blog.
  6. Sueñas despierto con un enlace desde Barrapunto.
  7. Le rezas a Matt Mullenweg.
  8. Comes posteando. Duermes posteando. Bebes café.
  9. No entiendes por qué Nike no ha lanzado ya camiseta con el lema ‘Just blog it’.
  10. Comprarás si todos lo hacen.
  11. Estás considerando la posibilidad de llamar a tu primer hijo Genbeta.
  12. Comienzas cualquier conversación con la frase “el top 10 de…” porque crees que eso te llevará directamente a la portada de Menéame.
  13. Cuando escuchas las noticias, te emocionas al oír la frase “la SGAE, condenada…”.
  14. Posteas desde el móvil tu propia boda.
  15. Tienes un libro de notas con ideas para postear junto a la cama y sólo te vas a la cama temprano cuando tienes algo que escribir en él.
  16. Consultas más tu cuenta de Adsense que tu cuenta bancaria.
  17. Tienes más amigos en el blog que en la vida real.
  18. Rechazas invitaciones a salir porque aún no has escrito tu post diario.
  19. Te presentas en las fiestas como ‘periodista ciudadano’.
  20. Tu desayuno preferido consta de tostada, cereales y Google Reader.
  21. En lo que a autoridad se refiere, te preocupa más la opinión de Technorati que la de tus hijos.
  22. Tienes ‘La revolución de los blogs‘ en tu carta a los Reyes.
  23. Te es imposible recordar qué hiciste la semana pasada sin consultar tu blog.
  24. Tu blogroll es más largo que tu agenda.
  25. Te preguntas ‘¿qué tal se verá en Flickr?’ cuando posas para una foto.
  26. Cuando te piden que des de comer al perro, piensas ‘¿RSS o Atom?
  27. Tus amigos sólo escuchan tu voz a través del podcast.
  28. Incluyes tu blog en tu testamento.
  29. Sabes lo que es un carnaval.
  30. De hecho, has participado en uno.
  31. Te preguntas si se podrá ir de vacaciones a Googleplex.
  32. En la sección de hobbies preferidos de un formulario de perfil online, escribes ‘Googlearme’.
  33. Tu objetivo en la vida es alcanzar un PageRank 10.
  34. La gente te reconoce por la calle gracias a tu foto en Twitter.
  35. Te niegas a ponerte calcetines blancos porque crees que afectará a tu posicionamiento.
  36. Tienes más de tres amigos con números en sus nombres.
  37. Siempre cuelas el término ‘vía’ en una conversación.
  38. Está prohibido el acceso a Blogger en tu oficina.
  39. Intentas pagar con enlaces en el restaurante.
  40. Comienzas a sentir síntomas de envejecimiento cuando pasas un día sin postear.
  41. Te citas con tu novia o novio en un blog.
  42. Tienes más mensajes de moderación de posts en tu correo que spam.
  43. La gente se preocupa por ti cuando llevas un día sin publicar.
  44. El nombre ‘Kubrick‘ no te recuerda al director de ‘La naranja mecánica’.
  45. Escribes el post incorrecto en el blog equivocado el día inadecuado.
  46. Estás deseando terminar de leer esto para ir a tu blog y añadir tus propias ideas… 😉

Aunque también puedes dejar tus aportaciones en los comentarios, y nos ayudas a reírnos a todos un poco más.

Vía:
Weblog Tools Collection

Share