la batalla del P2P

Reconforta ver cómo expertos de la talla de Carlos Sánchez Almeida coinciden en mis temores sobre el futuro postelectoral del P2P en España: en mi opinión, y en la de Carlos, gane PSOE o gane PP las miras están puestas en el ‘modelo Sarkozy‘ de ‘toque de queda’ digital. Y digo que ‘reconforta’, no porque me alegre que muchos temamos lo mismo, sino porque eso indica que al menos somos unos cuantos los que le vemos la oreja al lobo y estamos en disposición de desenmascaralo (al lobo, vamos, a los políticos) e ir alertando al personal.

Pero si lo de Carlos me reconforta, lo de Lourdes Muñoz Santamaría me alegra aún más. La diputada del PSOE, ponente de la Lisi y bloguera empedernida descarta con rotundidad que su partido apoye una reforma que conlleve el cambio en la legislación para criminalizar la copia privada, así como el espionaje sobre los usuarios y interrupción de la conexión a Internet por parte de las operadoras que promueven el ‘modelo Sarkozy’ y las sociedades gestoras de derechos de autor españolas. Sólo falta que sus afirmaciones sean reafirmadas por el resto de responsables de su partido y que el Partido Popular, del que siempre he dicho que su ‘no’ al canon tiene truco, sea capaz de manifestarse en los mimos términos.

En cualquier caso, parece que los fundamentalistas del copyright no lo van a tener nada fácil: no sólo en Francia y en el Reino Unido, donde se promueve ya abiertamente la fórmula de intervención contra el usuario, las reacciones de ciudadanos y operadoras comienzan a hacer notar; en Estados Unidos, el paraíso de la persecución del P2P, hasta el propio Gobierno comienza a cuestionar las medidas que suponen el control del usuario y la reducción de su derecho al libre acceso a la cultura.

Share